Demasiado teatro

 

 

DEMASIADO TEATRO

 


    Mucha gente se considera a sí misma muy importante, mucho más de lo que son.


    Siempre y por todas partes buscan los focos.


    Hacen teatro y solo se encuentran bien en el escenario.


    “Miran”, piensan; luego “aquí estoy yo”.


    ¿Cuántas veces pronunciamos la palabra “yo” a lo largo de un día?


    Nos quedaríamos pasmados si hiciéramos la suma de esos miles de “yo”.


    ¡Qué rápido nos ponemos en primer plano con ese “yo” cuando estamos con otras personas!


    ¡Tanto teatro! ¿No da risa? ¿No es mucho más simple y más sano bajar de ese alto escenario y apagar los focos?


    Seríamos mucho más felices si, liberados de nosotros mismos nos liberáramos también de esa enfermiza ansiedad de nuestra propia grandeza imaginaria.


    Solo entonces podremos vivir verdaderamente y descubrir la persona de al lado.


    Solo entonces ,nos podrá fascinar la vida de alguien que tal vez hace mucho tiempo nos espera.
 

Phil Bosmans

 

 

 

 

 


Contacto

To Top